Tiempos de Guerra

Share Button

Por: Chano Rangel

Las demandas no fueron escuchadas.

A pasado el primero de mayo, día internacional del trabajo, los desfiles a lo largo del país y del mundo no se hicieron esperar, en nuestro estado no fue la excepción. En las ciudades más importantes de la entidad se realizaron eventos conmemorativos al día del trabajador.

En Matamoros por ejemplo, Juan Villafuerte Morales líder prudente y austero, hizo un festejo modesto, simbólico e invito a los candidatos; del PRI, como era de esperarse, porque la CTM sigue siendo un sector de ese partido. No hubo aspavientos, solo representatividad.

Caso contrario sucedió en Reynosa, donde el protagonismo, el enojo, la desesperación y poca ética de los aspirantes priistas provoco incluso, la burla de los mismos trabajadores. Algo inédito en un desfile obrero. Si bien la CTM, es un ente adherido al PRI, eso no le debería de quitar la caballerosidad, que en este caso, no fue así, y el desplante para la primera autoridad municipal y representación estatal, estuvo más que visible.

Empujones y codazos de un aspirante a diputado por el distrito II, la mofa de Serapio  al decirle a los obreros, con una señal “me la pelan” hizo que el obrerismo se alejara más de sus líderes, y el único que perdió poder y credibilidad fue Reynaldo Garza, líder de la CTM local.

Los desplantes del llamado doctor del pueblo, no se hicieron esperar en la critica, ahora esa señal ya es conocida, como “Lord, me la pelan” denostando al ya de por si, maltratado, proletariado reynosense.

Fue un desfile politizado, con falta de respeto hacia las autoridades locales y estatales, se olvidaron los principios institucionales, se olvidaron que una autoridad representa a todos, sin importar partido político, sin importar filiación o ideologías, pero creo que eso no le importo al priismo de Reynosa, y en tan solo 2 años, pasaron de la soberbia a la desesperación y el ridículo.

Pero como dice el dicho, la culpa no la tiene el indio, si no el que lo hace compadre, buena lección debe de haber quedado a los lideres cetemistas de este desfile del pasado primero de mayo. Que esperemos para el bien de la clase trabajadora, no se vuelva a repetir, después de todo, de lo único que estamos seguros, es que las demandas NO FUERON ESCUCHADAS.

De Aquello y lo demás…

Continuando con Reynosa, muy bien recibida a sido la campaña, que desde del ayuntamiento se ha iniciado para mantener limpia la ciudad, además de una intensa información para la concientización del trafico vehicular, ahora que la ciudad, cuenta con la mayor inversión en obra publica de su historia, y que con ello se ha provocado el cierre de manera y temporal de algunas avenidas y calles de la ciudad.

Mire lo que si a quedado de manifiesto, es que, a la hora de acudir las brigadas de trabajo de la COMAPA, a los llamados y hacer reparaciones, salen a relucir el verdadero problema de los taponamientos. Tubos llenos de grasa, de desecho de los mismos habitantes de los sectores. Juguetes, muebles, ollas, y todo lo que usted ni se imagina. Y así como pues como.

Otro de los aspectos, es el trafico vehicular, que causa algunas demoras, en el traslado, pero si deben de estar seguros, que es solo temporalmente y el beneficio, será por muchos años. Asi es que paciencia y levantarse más temprano, al fin que son solo días.

 

chanorangel@live.com.mx

Share Button